Haz la cuenta: ¿cuántas horas dedicas semanalmente a tu trabajo? 

A lo mejor todavía eres de los que piensan que cuanto más tiempo dediques a tu actividad, más productivo vas a ser. 

Te entiendo, porque yo antes pensaba lo mismo: si trabajo más, ganaré más y mi negocio irá mejor. Lógico ¿no?

Pues no. ¿Y si te dijese que hay otra manera de hacer las cosas y que podrías trabajar mucho menos sin perder ingresos ni calidad de vida?

Hoy voy a hablarte de un libro muy importante para mí. Fue una de mis primeras lecturas cuando empecé a interesarme por el desarrollo personal y empresarial. Me abrió los ojos a una nueva forma de entender la organización de mi tiempo y el de mi negocio.

Hoy quiero recomendarte uno de mis libros imprescindibles: La semana laboral de 4 horas, de Timothy Ferriss.

 

Si estás pensando en emprender una actividad o ya tienes tu propio negocio pero sientes que tu vida aún no es como la soñabas, este es un libro que deberías tener muy a mano.

Yo no pensaba que fuera posible. Creía que no podía trabajar menos porque si no estaba todo el tiempo en mi empresa las cosas iban a ir mal. Y no es así… si creas un sistema inteligente que trabaje por ti cuando tú no estás.

Yo me lo creí y desde entonces lo he aplicado en todos los modelos de negocio a lo largo de los años. Así que puedo decirte que funciona.

La semana laboral de 4 horas ha sido una inspiración para miles de emprendedores y por eso debes conocerlo. 

¿Qué nos cuenta Tim Ferriss?

Para empezar, explica cómo él mismo pasó de ganar 80.000 dólares al año trabajando 80 horas a la semana, a ganar la misma cantidad pero trabajando solo 4 horas a la semana. 

La idea básica es que puedes crear un sistema en el que, con poco tiempo por tu parte, generes ingresos de forma automática. 

Y no solo eso, sino que puedes gestionarlo todo desde donde te convenga. Se acabó el fichar todas las mañanas en una oficina para cumplir un horario.

Para llegar a eso hay que poner en marcha una serie de cambios. Los primeros, de mentalidad.

Vamos a ver los puntos del libro:

La riqueza es relativa

¿Qué es ser rico? Pues te voy a decir que depende. Y ahí va una pregunta-trampa: ¿Dirías que es más rico quien gana 100.000 euros al año trabajando diez horas diarias, o quien gana 15.000 trabajando solo cuatro a la semana?

Para Tim lo que cuenta son los ingresos relativos, es decir, cuánto ganas por hora trabajada. En el ejemplo anterior, es más productiva la hora de quien gana 15.000 euros trabajando menos horas. ¿Por qué? Porque el tiempo es un valor. si vemos lo que gana la hora es más de 64€ en cambio en la opción de 100.000 es casi la mitad 37€ por hora.

Además… ¿De qué te sirve ganar más si no dispones de horas para disfrutarlo? Si tu jornada laboral es interminable, llegas a casa tan cansado que solo quieres tirarte en el sofá y no hacer nada más,  y al día siguiente tu día es otra vez igual… ¿es esa la calidad de vida que te interesa?

Lo que importa es el presente

El sistema nos enseña que tenemos que trabajar ahora y esperar un montón de años hasta la jubilación para llevar la vida que queremos. Pero ¿qué pasa si luego las cosas no son como esperabas? 

Hay un montón de factores que pueden alterar tus planes. Y en el mejor de los casos, tendrás una edad en la que emprender determinado tipo de aventuras te va a costar más esfuerzo que ahora.

Lo lógico es querer disfrutar de la vida hoy. Y, por eso, la idea es que puedas tomarte “minijubilaciones”, o sea, períodos intermitentes de tiempo libre.

Una ventaja de eso (aparte de lo obvio) es que cuando te pongas a trabajar estarás con la mente fresca y descansada. Por tanto, ese tiempo es útil también porque repercute positivamente en tu productividad.

Otro punto:

El momento adecuado es ahora

Hay un primer escollo que seguro que te va a jugar una mala pasada: el exceso de perfeccionismo.

Hay mucha gente que piensa: “Sí, la idea es buena, pero aún no es el momento adecuado” o “voy a hacerlo, seguro, cuando esté más preparado”. Error. Ese “momento perfecto” no va a llegar sencillamente porque no existe. 

Y no necesitas esperar a estar cien por cien preparado. 

Más bien, se trata de que te lances a por tus objetivos sin exigirte un 10 en todos ellos. Enfócate, ponte en movimiento y los avances irán llegando.

Así que tendrás que acostumbrarte a la incertidumbre y perderle el miedo a lo desconocido.

Pero tampoco se trata de ir a lo loco. Tim Ferriss nos propone una manera de hacerlo: imagina qué es lo peor que podría pasar si todo saliese mal y trata de prepararte para ello. Adelántate en tus previsiones y actúa siempre con prudencia.

Siguiente punto y que para mi fue un antes y un después:

Lo más valioso, tu tiempo

Tu prioridad a partir de que leas este libro va a ser sacarle el máximo partido a tu tiempo. 

Para explicarlo Tim Ferriss utiliza la Ley de Pareto, el famoso 80/20. Básicamente dice que con el 20% del esfuerzo conseguimos el 80% de los resultados. 

Eso significa que fuera de esa proporción, es decir, en ese otro 80% de esfuerzo, estamos despilfarrando recursos y energía. Conclusión: nos conviene centrarnos en ese 20% más productivo.

Esta fórmula tiene varias aplicaciones. Puedes usarla para seleccionar qué clientes te aportan mayor valor y centrarte en ellos. Descarta ese gran grupo que te exige mucho y te da poco, porque son “ladrones” de tiempo y energía a cambio de muy poco beneficio.

Es cierto que si dejas de trabajar con esos clientes estás perdiendo dinero a corto plazo. Y dejar de ingresar… da miedo. Pero ahora imagina que usas todo el tiempo que le dedicabas a esos clientes “ladrones” a conseguir clientes de calidad. Va a suponer un reajuste, pero a medio/largo plazo va a ser mucho más rentable. 

Otro principio al que le podemos sacar mucho partido es la Ley de Parkinson. Esta seguro que la hemos comprobado todos. ¿Qué pasa cuando tienes encima un plazo de entrega y te ves un poco con el agua al cuello? Pues que trabajas con un rendimiento mayor.

No se trata de vivir siempre con estrés, sino de utilizar esta Ley de Parkinson a nuestro favor, trabajando con objetivos y plazos para ser más productivos.

¿Qué te parece lo que te estoy contando? ¿Ya ves un poquito más realista ese objetivo de tener una semana laboral de 4 horas?

Si te está gustando este resumen en mi blog puedes encontrar muchos más resúmenes de libros y consejos para emprendedores.

Para que te quede bien grabado todo lo que hemos visto hasta ahora, te lo voy a resumir en 4 pasos siguiendo el método que explica Tim Ferriss en el libro, el método DEAL: definición, eliminación, automatización y liberación. 

1 Definición

Concreta tus objetivos. Y ten en cuenta que la inmensa mayoría de la gente persigue metas que sabe que puede alcanzar. Son poco arriesgadas y por lo tanto, también aportan poco.

Atrévete a ser ambicioso. 

2 Eliminación

Haz una “limpieza” de tareas. Verás qué cantidad de cosas te roban tiempo y no son imprescindibles, simplemente están ahí y las haces por rutina.

Elimina lo que no favorece tus intereses. 

3 Automatización

Uno de tus objetivos es lograr que tu empresa funcione de forma autónoma, o acercarte lo máximo posible a ese ideal. 

Tu empresa será más productiva y tú ganarás libertad.

Como te digo, yo he trabajado mucho este punto, y he creado un sistema para automatizar ingresos que ha conseguido que mi empresa doble la facturación cada año. Como lo oyes: doblar la facturación. Te aseguro que es posible, y si quieres saber cómo lo he conseguido, puedes ver este webinar gratuito, donde te explico cómo lo he hecho. 

4 Liberación

Imagínate viviendo sin un trabajo que te encadene, ocupándote de lo imprescindible para que todo funcione.

Es el momento de disfrutar de tu tiempo y sacar partido a todo el trabajo previo. Si solo trabajas cuatro horas a la semana, ¿qué vas a hacer con el resto? 

Todo esto es lo que nos cuenta el libro La semana laboral de cuatro horas. Es un cambio de mentalidad tan bestia que a mí me cambió la vida… y espero que te la cambie a ti. 

Solo hazte esta pregunta: ¿quieres ser de los que viven para trabajar o de los que trabajan para vivir?

Hasta la semana que viene, muchos éxitos.

 

0 comentarios
  1. Haydee
    Haydee Dice:

    ….únicamente decir ….
    me encanta como comunica Judit Catalá!!!!!!! cuando explica es todo tan fácil
    Gracias por tus consejos 🙂

    Responder

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *