Si estás pensando en crear un negocio o en lanzar un producto o servicio al mercado, es muy importante que conozcas bien a tu target. Sin un target bien definido, es muy probable que intentes vender a quien no tiene muchas opciones de comprarte.

 

Hoy vamos a ver un término imprescindible en el mundo del marketing: el target.

 

 

Vender un producto o un servicio es un poco como jugar a los dardos. Necesitas mucha puntería para marcar un tanto.

Tienes que saber muy bien hacia donde apuntas el dardo y así asegurarte de que das justo en el centro.

 

Con las ventas pasa un poco igual. Si sales a la calle e intentas vender tu producto a la primera persona que pasa por la calle lo más seguro es que te lleves una negativa. En cambio, si ofreces tu producto a una persona que sabes que lo necesita porque reúne unas características muy concretas tendrás muchas más opciones de cerrar la venta.

 

Esto es una versión simplificada de lo que es un target.

 

Tu target es tu cliente ideal. El tipo de persona cuyas características y necesidades coinciden con tu producto.

 

Un error habitual entre las personas que empiezan una empresa es pensar que todo el mundo puede convertirse en cliente. Y esto es casi imposible, salvo que vendas un producto de primera necesidad como el agua o la electricidad.

 

Por tanto, si tú te lanzas al mercado con esa mentalidad de que tu producto es perfecto para todo el mundo lo más probable es que te lleves una buena hostia. No es por ser pesimista, es que es así. Tienes que afinar mucho la puntería, como con los dardos.

 

Necesitas conocer a fondo a tu target. Debes saber si es hombre o mujer, qué edad tiene, dónde vive, en qué trabaja, cuánto gana… y también sus rasgos psicológicos. Cómo piensan, qué necesidades tienen, qué quieren sentir cuando compran, qué les motiva…

 

Conocer tu target te permite mejorar tus productos y servicios para ajustarlos a tu cliente ideal, y también es el primer paso para elaborar un plan de marketing. Cuanto más puedas investigar y reducir tu target, mucho mejor.

 

Ahora que ya sabes qué es el target, te invito a seguir aprendiendo otros conceptos fundamentales para llevar al éxito tu empresa.

 

Haz clic aquí y encontrarás todas las palabras de mi diccionario de marketing en vídeo, con los términos más importantes que necesitas conocer.

 

¡Te veo en el próximo post!

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *