¿Te gustaría emprender pero no sabes en qué? ¿Estás empezando tu emprendimiento y te gustaría tener algún beneficio desde el principio? En esta entrevista a Javier Elices os contamos las claves y las oportunidades que brinda la afiliación profesional.

Judit Català: Bienvenidos una semana más al blog de Judit Català, donde tus sueños empresariales se hacen realidad. Hoy os traigo una entrevista muy interesante. Ya sabéis que en otras ocasiones, en las que os he hablado de cómo se puede emprender con poco dinero, siempre he mencionado la afiliación, que es una vía de entrada muy fácil para emprender. Como no podía ser de otra forma, he traído a Javier Elices para hablar del tema de la afiliación profesional y las formas en las que se trata de un camino fácil y rápido para emprender para todos aquellos que no saben muy bien cómo hacerlo.

Javier Elices: Hola, Judit. Muchas gracias por esta invitación y nada, aquí estamos con muchas ganas de descubrir esto de lo que vamos a hablar hoy.

JC: Javier Elices se conoce como experto en afiliación pero tiene un historial de muchos años a sus espaldas con monetizados y demás. Te voy a preguntar, para empezar: ¿cuál es tu historia y cómo has llegado hasta el mundo de la afiliación?

JE: Tendría versiones de todas las longitudes para hablarte de la historia, porque al final ha sido un camino largo desde 2003 en el que empezó esa idea de querer emprender y querer hacer las cosas de una forma diferente. Mi historia no es tan distinta de la que pueden tener otras personas. Es cierto que nunca me ha faltado el trabajo pero siempre había algo que no encajaba o no me motivaba. Eso es lo que hizo que tirara por el camino de no depender de otros para sentirme realizado y llegar hasta donde yo quisiera. Desde 2003, cuando se encendió la chispa, hasta 2015, momento en el que dejé el trabajo por cuenta ajena y bueno, a partir de ese momento ya estamos creando todo lo que hacemos a día de hoy, relacionado con el marketing de afiliación

Ha sido un proceso largo de descubrirme y darme cuenta de que realmente se puede cambiar de trayectoria profesional y escoger algo que realmente te motiva. Y luego ya pasar a la enseñanza a personas que realmente pueden seguir ese camino también. Tengo un lema y es el de no conformarme; si hay algo que no encaja no pasa nada, ya que hay mil opciones. Es algo que quiero transmitir por ambos lados: tanto para aquellos que ya tienen una empresa como para los que quieren empezarla y emprender. En el marketing de afiliación hay una gran vía para poder realizar ese cambio rápidamente.

JC: Entre mis seguidores tengo a mucha gente que todavía está trabajando por cuenta ajena pero que me siguen porque realmente quieren emprender. Esto es algo que siempre requiere una inversión, aunque sea mínima, pero siempre varía en función del tipo de emprendimiento que queramos. Si optamos por la vía online podemos hacerlo desde cualquier sitio y con poco material (nuestro móvil, un portátil, etc.). 

¿Cuál dirías que es el camino para empezar a emprender a través de la afiliación? Para todos aquellos que quieren emprender pero no arriesgarse a montar una empresa enorme, con empleados…empezar poco a poco y sin mucho riesgo.

JE: Al final estamos en este momento increíble, algunos por obligación y otros porque han descubierto qué quieren hacer, en el que emprender es más fácil que nunca. Eso es algo que lleva a muchas personas a querer crear esas formaciones, servicios a través de Internet…y bueno, todas esas opciones que tenemos que al final son infinitas. También es cierto que cuando te pones a idearlo todo y a hacerte las preguntas necesarias descubres que es más complicado de lo que pensabas en un inicio. Muchas personas, cuando empiezan a ver todas esas capas que rodean a la palabra emprendimiento, abandonan por el camino. Es por eso que a lo largo de todos estos años, desde el 2016 en el que empecé a enseñar a personas que podían emprender de formas diferentes, he ido viendo como otras personas han tomado ese camino más fácil y rápido que va a través del marketing de afiliación

Sobre todo en este momento en el que estamos viviendo, donde hay tantos emprendedores, muchos podrían verlo como una desventaja por la alta competitividad que hay. Es cierto que hay que profesionalizarse más y hacerlo bien para destacar e ir a por todas. Eso ya requiere montar un equipo, porque habrá muchas áreas que tú no domines y en general gestionar una empresa. Cuando tú tienes la capacidad de acceder a esas empresas que ya han hecho todo el camino: pensar en la idea, buscar al público perfecto, crear el producto, diseñar el proceso de venta, dando soporte, creando casos de éxito…Si tienes la oportunidad de acceder especializándote en la parte de conectarles a ellos con las personas que necesitan sus productos, es cuando tú tienes mucha más agilidad. Eso puede hacer que yo, usando marketing de afiliación con el productor, que me daría una comisión por cada venta de la persona con la que conecto, al final consiga muchas ventajas. 

Esa libertad de poder decidir y tener tus propios horarios (si te va bien, claro) es lo que te permite el dominar la parte de la venta y dedicarte al marketing de afiliación. Desde el primer día puedes estar viendo resultados. Por eso tantas personas ahora mismo se están dando cuenta de que el marketing de afiliación es una puerta de entrada muy rápida. Yo lo llevo viendo durante muchísimo tiempo porque mi camino fue ese. Empecé como afiliado y luego, en 2016, hice una venta de mi propio producto que fue muy bien. Fui capaz de poder hacer eso porque ya había adquirido un conocimiento previo en toda la parte de venta, que luego me llevó a poder aplicarlo en mi propio producto. Hoy en día es algo que está totalmente demandado, que es algo que estoy viendo con mis propios alumnos. 

JC: La verdad es que me gustan los términos rápido y ágil porque es una realidad en la que las personas piensan que montar un curso online es muy fácil pero no se dan cuenta del enorme trabajo que hay detrás al tener que gestionar una empresa entera. Yo puedo poner un ejemplo propio al recordar mi primer curso, que lancé allá por 2015, y vendí cero. Estuvimos un año trabajando con mi socio de aquella época y no funcionó bien, pero sí que es verdad que aprendí mucho y como soy tan cabezota seguí intentándolo y al final me ha ido muy bien. Por eso es más atractiva la idea de arrancar con el tema de la afiliación, ya que puedes empezar a emprender y a probar sin apenas riesgo. 

JE: Sí, de hecho muchos profesionales que han acabado vendiendo su infoproducto han empezado por la vía de la afiliación. A mí me pasó algo parecido que a ti en 2016. Estuve seis meses encerrado creando mi curso y sé que hoy en día lo podría haber hecho mucho más rápido y mejor. En el caso de mis alumnos, tengo muchos que entran con la idea de ser afiliados profesionales y cuando salen tienen muchas puertas abiertas. Algunos están dando servicios para hacer tráfico, otros lo hacen para crear landings, otros están ayudando a acceder al funnel del productor, etc. Es decir, lo que te permite la afiliación es dominar todas las áreas de creación y lanzamiento de un producto. 

Tampoco quiero dar el mensaje de que desde el primer día vas a empezar a ver dinero y va a ser todo fácil, porque es la idea que se está dando de la afiliación ahora mismo. Este crecimiento desmedido del número de personas dedicadas a la afiliación causó que muchos no se preocuparan realmente por formarse correctamente y solo vieran la parte de ganar dinero; mercenarios, como yo los llamo. ¿Qué produce eso? Malos mensajes, hacer técnicas que buscan la comisión pero en verdad estafan por debajo con temas ilegales…y eso genera una desconfianza que es contra la que yo lucho. 

Si realmente quieres dedicarte a esto y que dure muchos años hay que hacerlo de una forma en la que realmente conectes con esos valores y aprendas a hacerlo todo de forma profesional y honesta. El mensaje que a mí me gusta y con el que yo conecto es el de que nosotros estamos para ayudar al productor. Si tú te especializas en conectar con esas personas, saber cómo hablarles y conectarles con el producto correcto, eso es lo que va a hacer que los productores confíen en ti y se pueda construir una relación de confianza a la larga. 

JC: En los próximos días vas a dar una formación gratuita dónde vas a explicar mucho más todo el tema de la afiliación, ¿nos puedes contar más sobre ella?

JE: Nosotros tenemos una formación que se llama Afiliado.PRO en la que pretendemos que no sea una formación más que no lleva a ningún sitio, sino que realmente enganche a nuestros alumnos, sea útil y lleguen con ella hasta el final. No es para hacer una campaña y ya está, sino para crear un sistema completo que te permita tener un proceso que esté trabajando constantemente. Pronto vamos a abrir las puertas de la cuarta edición y lo que queremos es abrir una ventanita para que cualquiera se pueda asomar y descubrir qué es lo que pasa dentro de la formación y qué es lo que hace que aquellas personas que han llegado hasta el final sean tan demandadas. En esa semana, que de hecho la llamamos la semana de puertas abiertas de Afiliado.PRO, se puede descubrir todo lo que se verá durante la formación en los próximos meses. 

JC: Yo os puedo decir que ya he estado hablando con Javier antes y la verdad es que todo esto pinta muy bien. Lo gratuito es tan bueno que sería una locura dejarlo pasar. Ahora me gustaría profundizar un poco más en el concepto de la afiliación, porque es probable que a alguien le suene un poco extraño y nunca haya escuchado hablar acerca de ello. ¿Nos podrías explicar un poco más el tema, cómo una persona puede empezar a ser, de repente, afiliado?

JE: Es más fácil de entender si ponemos ejemplos. Al pensar en Booking nos damos cuenta de que no tienen hoteles propios, algo que se repite en el caso de Uber, que no tiene coches sino que ponen en contacto a los que los tienen con quienes necesitan un viaje. Al final se trata del mismo trabajo que el de los afiliados, cuyo propósito es el de conectar a aquellos que tienen un problema con los que buscan una solución. Con tantos productores que hay, que necesitan dar a conocer sus productos, surge con mucha fuerza la figura de esos conectores.

¿Qué significa eso exactamente? Se trata de hablar con una persona de un producto determinado y si esa persona compra el producto, ganas una comisión. Eso sería la afiliación. Obviamente es importante que tengas la tranquilidad de que ese producto realmente va a servir a la persona a la que se lo has vendido, pero no tienes la responsabilidad real por ello, sino que es algo que recae en el productor. 

JC: Vamos a ver un poco más de ese hueco que hay en el mercado para los afiliados. Los productores necesitamos esa profesión y quiero que nos des tu punto de vista al respecto. ¿Cómo percibes tú las oportunidades que hay hoy en día de ser afiliado? 

JE: Nosotros tenemos una lista de unas doscientas empresas que nos rellenaron un extenso formulario para pedirnos afiliados profesionales. Es normal que estén interesados, porque al final si contratas a alguien bueno se trata de una vía mucho más rápida y barata que la de invertir en anuncios, por ejemplo. Nosotros hemos trabajado con productores que estaban a punto de abandonar un producto y de repente hemos ido con diez afiliados profesionales para que se multiplicaran las ventas de forma muy sorprendente. En vez de tener a una persona a la que contratas para el tráfico o lo que sea, tienes a un afiliado cuyo foco está en especializarse en vender cada vez mejor. 

Es por eso que ahora hay un hueco muy importante, porque cada vez más hay productos y gente que necesita a esos profesionales especializados en vender y en contactar con la gente adecuada. Afiliados en tu producto puedes tener muchos. El mundo es infinito y hay hueco para todos, pero es importante rescatar la idea que mencionaba antes, de que los que entran en mi formación conectan con la idea de que esto no es algo únicamente para ganar dinero, sino que hay mil formas de conseguirlo.  

JC: Es verdad que estamos viviendo un momento histórico en el mundo del emprendimiento. Primero, con todo lo que ha pasado con la pandemia, la gente se ha dado cuenta de que no estaban a gusto con su trabajo y han decidido tomar las riendas y emprender. Hablando de esto, de cómo se puede empezar en este tema, ¿Qué posibilidades hay de que esto sea real y los interesados en la afiliación puedan vivir de ello?

JE: Siempre te encontrarás con esas situaciones difíciles en las que muchos abandonan y no luchan por superar las barreras que se les ponen por delante. Aquí, por la experiencia que creamos, da lugar a que cualquier tipo de persona tenga la oportunidad de convertirse en afiliado si lucha por ello. No deja de ser un emprendimiento, así que no va a ser un camino de rosas, pero la diferencia y lo que me ha traído hasta aquí es que si realmente te apasiona podrás vivir de tu hobby. Es importante que nos guste lo que hacemos para poder disfrutar de ello y que el tiempo se nos pase volando. Por eso me gusta tanto la frase de “La única opción es el éxito”, ya que quien hace lo que debe y no para hasta conseguirlo, acabará por conseguirlo. Como en todo: en el emprendimiento, en la afiliación o en sacarse unas oposiciones. El perfil de la persona que lo consigue es la que entiende que esto es un medio de vida y no es algo para el momento. Hemos visto casos de cero experiencia inicial y que ahora están haciendo cosas increíbles. 

JC: Yo creo que ahora es el momento y que si alguien quiere hacerlo, que no se espere un o dos años cuando ya esté todo el boom. La oportunidad está ahora.

JE: En este mundo el tiempo vuela tanto que no se puede saber qué pasará dentro de un año o dos, pero sí que estamos en ese proceso de cambio de ciclo hacia la profesionalización de la afiliación. Quien realmente vaya a poder vivir de ello acabará por tener un cambio personal.  La persona que entra a la formación no es la que sale y los alumnos consiguen cosas que nunca pensaron que llegarían a poder hacer. Realmente la afiliación va de conectar personas y quien se forma en esta profesión entiende de trato con personas, de sus sueños y dolores. Es un cambio a muchos niveles, lo que proponemos, pero eso es lo que es necesario hoy en día en el mercado. El que entienda que esto va de personas y lo domine va tenerlo más fácil que el que se centre únicamente en lo técnico.

JC: Pues genial, yo no añadiría nada más allá de animar a todos los que nos están leyendo a apuntarse  a la formación. Ya me habéis leído y escuchado hablar en muchas ocasiones de que la afiliación es una forma muy buena de empezar a emprender, así que os animo a probar y descubrir si esto es para ellos y les puede ayudar.

JE: Sí, al final se trata de eso. No es blanco o negro. Conócelo, experiméntalo y luego decide si eso encaja  contigo o no. Nosotros decimos siempre que lo que hacen nuestros alumnos es un viaje y no queremos que acabe nunca. Al final esto es enseñar una ventanita de ese viaje para que realmente adquieran un gran conocimiento. Vamos a hablar de qué productos elegir, cómo tratar con las personas…esto va a ser un curso en el que vamos a trabajar. En esta semana de puertas abiertas vamos a prepararnos para ese viaje, para que cuando empiece aquellos que se apunten tengan todas las herramientas a su disposición. Y nada, encantado de recibir a las personas de tu comunidad a la formación. Realmente les va a servir para saber si realmente quieren avanzar por el camino de la afiliación profesional. 

JC: Muchas gracias, Javier, y a mi comunidad: ¡nos vemos la semana que viene!